Pulp Fiction de Quentin Tarantino

| 27/10/2005 | 0 Comments

Se podría considerar esta película el paradigma de lo mucho que a algunas personas les gusta hablar tomando café.
En pulp fiction los actores hablan y hablan, afortunadamente es una película divertida y que tiene muy buen ritmo. Hago esta aclaración para diferenciarla de esas otras películas más del estilo europeo en las cuales se habla y se habla, y aburren y aburren. El cine sobre todo es un arte visual que tiene que estar acompañado de buenos diálogos pero no dando prioridad a tremendas historias más propias de libros de filosofía o psicología.
La profundidad también se puede conseguir por medio de las imágenes aunque esto no es nada fácil.
Como decía el café está presente en esta película tanto en su inicio, en una cafetería, como en su final, en la misma cafetería.
Hay también dos escenas curiosas donde el café, preparado por el propio director que interpreta un pequeño papel, es alabado como uno de los mejores que han probado los protagonistas. Esto demuestra que el café se encuentra en el mismo nivel de las grandes bebidas como el vino o cualesquiera otras bebidas alcohólicas, y esto sin necesidad de contener ni un solo grado de alcohol.
El café tiene la capacidad de crear un ambiente propicio para el contacto y la comunicación, esto es lo que hace posible que se mire con admiración a alguien que prepara un buen café.

Tags: ,

Category: El café en el Cine

Deja un comentario